Gran Viaje a la India, Nepal y el Tibet

11 Jul Gran Viaje a la India, Nepal y el Tibet

Nepal, La India - Travelgenio - Viajes y destinosUn viaje de ensueño y a más de uno ya se le estarán poniendo los “dientes largos”. No es para menos. Esta clase de viajes son del tipo que conforman toda una experiencia para los sentidos, que enamoran de múltiples maneras y que llevan al visitante a no olvidar jamás lo que han visto. Los grandes viajes entre estos países no suelen ser organizados. Se trata de travesías de varios días o semanas por ciudades del mundo como son Nueva Delhi, Katmandú o Lhasa. Es por ello que resultará interesante tener información acerca de cómo llegar y qué hacer en ellas.

Primera estación: Lhasa

Para llegar a Lhasa es necesario volar a Beijing y, desde esta ciudad, viajar en tren a Lhasa. El tren tiene una duración de unas 7 horas aproximadamente. Con Air China es fácil acceder a Pekín por un precio de unos 400 euros por billete. De ahí en adelante, hasta Lhasa el precio será de unos 150 euros. Este tren no es de los más cómodos por lo que prepárate para no dormir pero, eso sí, para quedarte prendado lo que verás a través de tus ventanales.

Una vez llegues a Lhasa, los templos será lo primero que te emocione, y es completamente natural. En algunos podrás entrar, en otros lo tendrás más complicado. Lhasa es una ciudad de precios bajos en la cual los mayores atractivos vienen de la mano de su gran historia y del budismo tibetano y la resistencia que esto atrajo. Las rutas de senderismo son otro de sus alicientes. Los cinco indispensables son el templo de Jokhang, el palacio de Potala, el ascenso a alguno de sus muchos monasterios, el Namtso Lake y la fortaleza de Yumbu Lhakhang.

Kathmandú, en lo más alto de la tierra

La pequeña ciudad de Kathmandú, capital de Nepal es, quizás, una de las ciudades con más carisma del mundo. Aunque por sí misma parezca “poca cosa” para nada es así. En primer lugar, nos enamoramos nada más contemplar la cordillera himalaya como uno de los fondos más privilegiados que podremos contemplar en toda nuestra vida, no sin antes enamorarnos de cada una de las bellezas que se podrán encontrar. Su top 5 de bellezas es el  Swayamunath, el Dackshinkali Temple, la plaza Basantapur Durbar, el templo Pashupatinah y el Boudhanath.

La hospitalidad en Nepal es una de las más conocidas del mundo entero y no es extraño que numerosos viajeros terminen por dormir en las casas de los residentes. Antes del viaje merece la pena conocer algunas costumbre como la de pasar con las dos manos el plato o comer todo. Desde Lhasa a Nepal se viaja en avión. Estos vuelos suelen rondar los 400 euros debido al tipo de ruta. También existe la posibilidad de viajar por carretera pero las autoridades chinas son muy controladoras de todo lo referente a entrar y salir del Tibet por lo que se tendrá que tener cuidado al respecto.

Partida a Nueva Delhi y regreso

Desde Kathmandú a Nueva Delhi las cosas no se simplifican demasiado las cosas. Se deberá coger un autobús desde Delhi a Sunauli y, de ahí a Delhi. Se deberá dormir en Sinauli y el coste total de autobuses será de unos 6 euros aunque las casi 22 horas de viaje no nos las quitará nadie. A nuestra llegada a Nueva Delhi deberemos comprender una cosa; mejor una zona céntrica. Nueva Delhi es enorme y no merece la pena exponerse a un peligro por un euro de más o de menos ya que los precios de las habitaciones son ridículos.

Disfrutaremos enormemente de nuestra escala en Sunauli ya que esta población por lo raro que nos resultará todo. Un montón de gente en bicicletas y carros, un gran bullicio, intercambios y todo cuanto se pueda imaginar. La ciudad en sí no es bonita pero nos impactará si nunca antes hemos estado en la India ya que indefectiblemente, esto es mucho más La India que Nepal. De hecho, según bajes del autobús te encontrarás con un letrero que te dejará bien claro; welcome to India.

Después de las 22 horas de viaje ya estaremos listos para ver las maravillas de Delhi, que no son pocas para nada, aunque tenemos que tener en cuenta por nuestro propio bien que Nueva Delhi es inmensa por lo que planificar correctamente nuestro viaje puede ayudarnos. Merecería la pena buscar en internet páginas del tipo “españoles en nueva delhi” para los días que pasemos en esta ciudad. De seguro aprenderemos mucho más que si fuéramos por nuestra cuenta. El top 5 que no nos podemos perder en esta ciudad es la tumba de Humayun, el Akshardham, el Jama Masjid, el templo de Loto y el Laxminarayam Temple, aunque en el caso de Delhi no son, ni mucho menos, las  únicas.