10 consejos para que no te cobren más por tu hotel en verano

03 Jul 10 consejos para que no te cobren más por tu hotel en verano

Hoteles de Lujo - TravelgenioLas recomendaciones en lo que respecta a viajar barato. Todos los viajeros, como mínimo, han conocido los clásicos consejos de elegir el alojamiento con antelación o que se viaje en familia, también los apartamentos suelen ser opciones muy populares entre los viajeros.

Sin embargo, en este año 2014, os vamos a dar 10 consejos que no son para que te cobren menos, sino para que no te cobren más en tu hotel en verano.

Recomendaciones para no pagar más por tu alojamiento veraniego

1. Buscador versus agencia de viajes online: Aunque cada cuál sirve a un propósito diferente, en el caso de que lo que se quiera es no pagar más, merece la pena probar con las agencias de viajes, máxime porque disponen de un mayor abanico de posibilidades en cuanto a hoteles, se refiere, y porque en el caso de que surjan inconvenientes se tendrá hacia quién realizar la demanda.

2. Mejores fechas de entrada-salida de vacaciones: Si lo que se busca es el mejor precio sin complicaciones, se podrán conseguir gracias a que se cuenta con fechas de entrada – salida del turismo que pueden ser, sensiblemente más económicas. Lo que nunca se debe hacer si no se quiere pagar más elegir los inicios y finales de quincena.

3. Alojamientos europeos, más baratos y “exóticos”: Los hospedajes en ciudades como Praga, Budapest, Bucarest, Sofía o Belgrado son especialmente económicos en comparación con los que se encontrarán en gran parte de la península. En otras ciudades como Berlín es muy posible hallar hospedaje barato si se eligen las afueras o los barrios periféricos y a muchas de estas ciudades anteriormente citadas es fácil acceder con vuelos de bajo coste.

4. No pagues con tarjeta: El cargo por pagar con tarjeta de crédito suele ser de 1-2 euros por lo que, aunque parezca un coste mínimo, se irá sumando a pequeñas cantidades que, finalmente, llevarán a pagar más por tu hospedaje.

5. No añadas extras a tu alojamiento: El desayuno incluido en el precio, salvo algunas excepciones, no compensa en comparación con que vayas a tomarlo por tu cuenta. Tampoco lo hacen las excursiones, los servicios de traslados, etc. Si no quieres pagar más por tu alojamiento, esta es, sin lugar a dudas, la opción a tener en cuenta.

6. En viajes nacionales, opta por los hoteles de dos estrellas: Los hoteles de dos estrellas que se encuentran situados a escasos metros de la playa apenas dejan lugar a la diferenciación en cuanto a precios con los de tres estrellas. Opta por los primeros ya que tienes más posibilidades de ahorrar en el hospedaje.

7. Elige cama de matrimonio, ducha y que sea interior: Las habitaciones con dos camas se pagan, la bañera o el hidromasaje se pagan y las habitaciones con terraza y/o vistas se pagan. Es decir, cualquier cosa que te ofrezcan es susceptible de tener un precio. Por ello, opta por las habitaciones interiores que para nada tienen porque ser peores en cuanto a prestaciones, limpieza y servicio.

8. Tómate tu tiempo para realizar la búsqueda: Los rastreos rápidos son válidos cuando haces tu reserva con uno o dos meses de antelación pero no son válidos cuando los realizas con tan solo un par de semanas. Una búsqueda minuciosa y bien comparada es la solución para encontrar las ofertas más adecuadas. De hecho, se recomienda comparar manualmente, es decir, acudir a todas las agencias de viajes online e ir acotando la criba. Este procedimiento puede tardar un par de horas pero el ahorro que se encontrará será, desde luego, único.

9. Compara bien las ubicaciones, a veces pagar más por 100 metros de diferencia, no merece la pena: Se da en no pocos casos que el hecho de que un hotel esté emplazado en primera línea de playa incrementa el precio del hotel. Esto es obvio debido a las vistas desde las terrazas o ventanales pero, si lo que se busca es un precio ajustado, merece la pena obviarlo ya que algunos alojamientos pueden estar tan solo 200 o 300 metros alejados del mar y su precio se reduce perceptiblemente con respecto al precio que puedan tener los de primera línea

10.  Las sierras también tienen sus “playas”: Con esta sarcástica frase, lo que queremos dejar claro es que, aunque cuando pensamos en sol y playa lo cierto es que en la península hay varias  sierras en las cuáles, la temporada de verano también se vive intensamente. De hecho, la sierra de Gredos, la sierra de Madrid o la sierra de Granada, sin mencionar apenas ninguna de las opciones posibles, son lugares encantadores para darse un chapuzón. Aguas cristalinas en sus ríos, campings y hoteles, y numerosas maravillas que pueden ser perfectamente atractivas para toda clase de viajeros. Asimismo, los hoteles por estas zonas o casas rurales suelen ser bastante más accesibles, pudiéndose disfrutar, igualmente, de las poblaciones cercanas que, durante estos meses, celebran sus fiestas locales, encontrándose el foráneo con un despliegue de medios.