Viaje low cost a Salamanca

08 Oct Viaje low cost a Salamanca

Facturación - Vuelos low cost, vuelos baratos con Travel2beEsta ciudad castellana lleva el sobrenombre de ciudad universitaria con orgullo y lo muestra en su centro histórico que es uno de los más cuidados que existen en la península. De hecho, este está completamente restaurado y luce exactamente igual que lo hacía hace siglos.

En la actualidad Salamanca se ha ido equiparando en cuanto a precios al resto de ciudades pero en sus buenos tiempos gozaba de una reputación de ser una ciudad económica. Realmente aun lo es solo que hay que buscar en lugares diferentes a los habituales para poder encontrar las ofertas.

Transporte barato a la ciudad de la rana

La leyenda de la rana que es un guiño que el autor de la fachada de la Universidad hizo a los alumnos de esta, consiste en que se debe buscar una rana ubicada en dicha fachada. Si se encuentra es que la carrera universitaria se finalizará con éxito. En caso contrario, no será así. Esta y otras anécdotas serán una razón más para que los visitantes se queden embelesados. Sin embargo, para ello primero es necesario saber qué medio de transporte elegir.

Avión: Actualmente hay líneas regulares desde Iberia y Air Europa aunque en todos estos casos son billetes a precios habituales, salvo en el caso de que se consiga alguna oferta.

Autobús: Actualmente hay una amplia red de autobuses gracias a ALSA y autores que ofrecen la posibilidad de desplazarse a Salamanca de manera barata.

RENFE: La compañía ferroviaria es una de las favoritas de quienes no quieren pasar horas sentados en su asiento aunque cueste algo más de dinero.

Albergue de Salamanca: una posibilidad low cost

Aunque el hospedaje en Salamanca no es excesivamente costoso, se debe destacar el albergue de Salamanca, un moderno edificio que por un precio de 10 euros por noche, ofrece unas instalaciones completamente nuevas. Aunque está situado algo lejos del centro de la ciudad, lo cierto es que apenas se tarda 15 minutos caminando por lo que no es un coste de tiempo alto en comparación con lo que se puede ahorrar.

Tapeo por Salamanca

La cultura de las tapas está muy extendida en Salamanca hasta el punto de que es posible que el visitante quede sorprendido la primera vez que le pongan una tapa con su bebida puesto que el precio tiende a ser el mismo. Se recomienda que para tomar las tapas se pregunte a algún residente puesto que las zonas que normalmente se especifican (zona centro, principalmente) disponen con diferencia de las menos interesantes.

De hecho, es bastante común que barrios como San José (está bastante alejado del centro) o estación de tren dispongan de mejores tapas que en la plaza mayor. En esta ciudad no se tienen que pedir raciones. Nadie las pide habitualmente justamente porque suelen ser costosas y el tapeo termina por saciar el hambre. En el caso de que se desee comer buena carne, nada mejor que recorrer alguno de los pueblos cercanos puesto que en estos se comerá carne de matanza a muy buen precio.