Rincones misteriosos del Barri Gotic

18 Abr Rincones misteriosos del Barri Gotic

El Barri Gotic es conocido entre los viajeros porque se encuentra situado en la Ciutat Vella, uno de los distritos céntricos de Barcelona. Cada día es visitado por miles de personas que lo eligen como destino vacacional y no sin razón ya que cuenta con algunos de los lugares que más hipnotizan al viajero. Entre todos ellos puedes encontrar algunos rincones misteriosos, otros clásicos y muchos (prácticamente todos) inolvidables.

El Barri Gotic más misterioso

Si hay un misterio que permanece en las mentes de los barceloneses residente del Barri Gotic “de toda la vida” ese es la calavera del puente de Bisbe. Este puente que se enceuntra entre la casa de los Canonges y la Generalitat es uno de los símbolos incuestionables de Barcelona pero aún no se conoce el origen de esta calavera que es atravesada por una daga. La hipótesis más aceptada es que esta calavera que lleva ahí desde la construcción del puente en 1928 cuando Bellver, discípulo de Gaudí, lo obtuvo como regalo de consolación puesto que no le permitían diseñar ningún edificio modernista más. La calavera atravesada por una daga vendría a indicar una muerte violenta y aún se especula sobre si este pequeño objeto no simbolizaría algo más. Eso sí, recuerda que no puedes mirar la calavera so pena de pasar siete años de mala suerte (aunque si no eres supersticioso, te recomendamos que si lo hagas porque es una bella obra en el puente con la historia que la secunda que, desde luego, no podrás olvidar fácilmente)

Si quieres conocer más misteriosos lugares, te encantará encontrar las columnas del antiguo templo de Augusto que se encuentran en lo alto del Monte Táber. ¿Sabías además que hay muchos más lugares de interés? Es el caso de la Plaça Sant Just bajo la que dicen que corren las aguas de un río. Por otra parte, el Barrio Gotic albergó al pueblo judío en su momento. Concretamente la judería está situada en las callejuelas del Call. Los estrechos pasajes que encontrarás serían el antiguo barrio judío. Aunque desde luego que si hay un lugar que merece la pena encontrar ese es el denominado puente del obispo que destaca al unir la Generalitat con la casa dels Canonges.

Los lugares de interés que no te puedes perder en el Barri Gotic

Además de todo lo contado anteriormente, el Barri Gotic te gustará por su bella catedral de Santa Eulalia, por la homónima de Santa Cruz, por su plaza Real y su plaza de San Jaime, por el Portal del Ángel, por el templo de Augusto, por la Casa Martí, por la iglesia de Santa Ana o por el palacio episcopal. Todo ello son razones más que de sobra para disfrutar de todo lo que te puede ofrecer el Barri Gotic. Y, por supuesto, algo más reciente es la vida nocturna de la ciudad que ha convertido al Barri en una de las principales zonas de vida nocturna. También de restauración y tapeo ya que hay numerosos bares y gastrobares que están preparados para hacerte disfrutar de la gastronomía del mundo entero.