La Asturias más tradicional: naturaleza y tranquilidad

21 Feb La Asturias más tradicional: naturaleza y tranquilidad

Casa Rural - Turismo Travel2beLa pequeña Villa de Taramundi es el secreto mejor escondido de la Asturias más rural, un enclave privilegiado donde esta clase de turismo alcanza su máxima expresión. Situada en la parte oeste de Asturias, lindando con Galicia, la Villa ofrece a sus visitantes una amplia oferta turística para disfrutar en la tranquilidad de un casco urbano eminentemente rural plagado de bellos edificios y de unos paisajes espectaculares.

El turismo rural en el Principado de Asturias alberga una larga tradición que la convierten en uno de los destinos preferidos para los amantes de este tipo de viajes, gracias a una verde y exuberante naturaleza que se combina de una manera totalmente sugestiva con sus tradicionales edificios de piedra que podemos encontrar en muchos de sus pequeños pueblos.

Taramundi: núcleo rural plagado de encantos

La verde Tramundi conserva un patrimonio artístico y sobre todo etnográfico importante, siendo una de las comarcas en las que se habla el eonaviego o gallego-asturiano. Su arquitectura religiosa de hermosa factura se refleja en las iglesias de San Martín y Nuestra Señora del Carmen, pero es la arquitectura civil y popular la verdadera protagonista de la villa con el poblado protohistórico de Os Castros, situado cerca de los ríos Turia y Cabreira o como la antigua Casa Rectoral, del siglo XVIII, que es una típica construcción palaciega asturiana y que hoy es un hotel de lujo.

También existen ejemplos de la arquitectura indiana como la escuela de Bres, una eminente construcción que no deja atrás la ingeniería acuífera de Taramundi, que conserva en buen estado los mazos de Aguillón y Teixois que hacían su servicio a la industria cuchillera y artesana que aquí florecía.

El caserío de Teixois es el mejor ejemplo de arquitectura tradicional asturiana y declarado Bien de Interés Cultural, que junto a los molinos del Museo de los Molinos de Mazonovo son dos de las obras clave de la villa, no sólo por su gran belleza sino por su interactuación con el visitante, que puede accionar las manivelas de funcionamiento de los molinos, pertenecientes a diversas épocas y culturas.

Maravillas naturales y alojamiento

La villa de Taramundi cuenta con un impresionante e interesante patrimonio cultural de gran relevancia etnográfica, pero todo ello queda en un segundo plano cuando descubrimos las maravillas naturales que alberga la zona. La Ruta del Agua es sin duda el más destacado de los itinerarios de Taramundi, que permite recorrer el Río Turia desde que nace en esta pequeña villa asturiana hasta que desemboca el en gallego Eo, siendo una excursión muy recomendable para los amantes del senderismo. Otras rutas interesantes son las de Los Ferreiros –que pasa por Mozonovo- , la de Caserío de Esquíos, que llega hasta Veigas o la Ruta de Sol y Sombra, todas atravesando paisajes inolvidables de exuberante verde.

En cuanto al alojamiento, Taramundi, con tan solo 900 habitantes, ha sabido explotar como nadie sus encantos para atraer el turismo, y a pesar de su pequeño tamaño cuenta con una oferta de alojamiento amplia donde se da cabida a sus visitantes, con 4 hoteles, un albergue y numerosas casas rurales.

El Valle del Turia en el que está localizada la villa cuenta además con una magnífica infraestructura para el turismo rural, que incluye turismo ecológico, cultural y activo con más de 10 rutas de senderismo para explorar los bosques, ríos, montañas y toda la belleza natural de la zona.