Hanoi, la belleza y su influencia colonial

01 Sep Hanoi, la belleza y su influencia colonial

hanoi-travelgenioNos despertamos en la tierra de Vietnam y todo parece muy diferente a lo que imaginamos. Cada segundo de nuestra vida parece estar consagrado a conseguir más y más de este país en el que se vivieron tantos conflictos como descubrimientos. En este caso, nos centramos en su gran capital Hanoi. Esta macrourbe de más de seis millones y medio de habitantes es nuestro punto de partida para un maravilloso viaje que, de seguro, tendrá como resultado la llegada a tierras maravillosas. ¿Quieres conocerlo? Te aseguramos que sí.

La bella Hanoi y su patrimonio cultural

Está considerada Patrimonio de la Humanidad por al Unesco y no sin razón ya que se trata de una de las tierras más prolíficas en arte budista que jamás se hayan conocido. Concretamente, nos adentraremos en su ciudadela Thang Long, en dónde se encuentra la mayor parte del patrimonio de la ciudad:

Ciudadela Thang Long: Este antiguo lugar en el que confluyen dinastías de varios siglos de historia vietnamita es al país lo que la ciudad prohibida en China. Y es que su historia se remonta a siglos atrás y, aunque no fue conocido hasta 2010, lo cierto es que no deja de ser uno de los lugares más hermosos de Hanoi. La ciudadela imperial cuenta con varias obras de interés para el viajero. La ciudadela tiene un precio de apenas 1€ de entrada y permanece abierta entre las 9 y las 17 horas por lo que cualquier viajero que así lo desee podrá visitarla sin problemas. Merece la pena ya que es la principal atracción de la ciudad debido a que está considerada Patrimonio de la Humanidad. Esto la convierte en el gran tesoro de Hanoi que todos los viajeros quieren visitar.

Otros lugares de interés en Hanoi

La ciudad de Hanoi también cuenta con rarezas en su inventario de grandes monumentos como sucede en el caso de la catedral de San José que nos transporta a Europa. Esta iglesia católica es uno de los principales vestigios que quedan de todas las invasiones que sufrió el país vietnamita. Muy cerca podremos descubrir el Museo Nacional de Bellas Artes. En él conoceremos más acerca de la obra pictórica y escultórica del país por lo que es, también, una visita imprescindible.

Si tienes la intención de probar su gastronomía y, ya de paso, conocer uno de los lugares más especiales de la ciudad, o dudes en visitar el mercado Dong Xuan en el que podrás degustar algunos de los típicos platos vietnamitas a muy buen precio. Mención aparte merece la pagoda de Tran Quoc que te transportará a otro universo.